Receta de pestiños, el dulce andaluz más típico de Semana Santa

os pestiños son el dulce clásico de Semana Santa por tierras andaluzas, y también extremeñas. Y aunque recetas hay muchas, estos “melados” son una auténtica delicia.

No son complicados de hacer, pero la verdad es que llevan su tiempo.

A parte de dejar reposar la masa como mínimo una hora, tendremos que dedicar tiempo a amasar bien y dar a las porciones de masa la particular forma de pestiño.

Pero las vacaciones están precisamente para cocinar, ¿verdad?

Receta de pestiños paso a paso

Porque los clásicos gastronómicos no deberían perderse, recuperamos esta receta tan típica de estos días con la que vamos a endulzar a toda la familia.

Ingredientes

  • 400 gr. de harina de fuerza
  • 150 ml. de aceite de oliva suave
  • 5 gr. de semillas de matalahúva (semillas de anís)
  • 5 gr. de ajonjolí (sesamo)
  • 150 ml. de vino blanco de Jerez
  • 30 ml. de anís seco (opcional)
  • Una tira de corteza de un limón
  • Una tira de corteza de naranja
  • Una pizca de sal
  • 30 gr. de azúcar
  • 150 ml. de miel
  • 30 ml. de agua

Preparación

  1. En un cazo a fuego medio ponemos el aceite de oliva suave junto a las cortezas de limón y naranja, y las semillas de anís (matalahúva). Freímos unos minutos para que el aceite coja sabor.
  2. En un bol, juntamos la harina con el vino blanco, el anís seco (opcional), el azúcar, las semillas de ajonjolí, el aceite colado y la pizca de sal. Mezclamos y amasamos con ayuda de la cuchara. Cuando ya no podamos seguir, amasamos con las manos hasta que la masa no se pegue. Si cuesta, añadimos un poco más de harina y corregimos con un poco de agua si queda demasiado espesa.

  1. Hacemos una bola con la masa y la tapamos con un trapo húmedo. Dejamos reposar un par de horas. Si tenemos prisa -mejor no- podemos ajustar el tiempo, pero hay que dejarla por lo menos una hora reposando.
  2. Pasado ese tiempo vamos cogiendo porciones de pasta, hacemos una bola pequeña y la aplastamos formando un círculo, como una tortita. Amasamos con un rodillo para que quede cuanto más fina mejor.
  3. Unimos la masa hacía dentro haciendo forma de pestiño y sellamos el punto de unión presionando un poco. Otra opción es extender la masa, amasar para que quede fina y, con un molde o corta pastas redondo, vamos sacando porciones. A nosotros nos ha funcionado mejor el sistema de la la bolita aplastada.

Ultimo paso de Receta de pestiños

  1. Ponemos abundante aceite en una sartén y cuando esté muy caliente empezamos a freir los pestiños. Mejor no echar muchos de golpe para que no se peguen. Freímos por cada lado hasta que estén dorados. Al sacarlos de la sartén, los vamos dejando en un plato sobre papel de cocina.
  2. En un cazo ponemos la miel y la calentamos al fuego. Añadimos unos 30 mililitros de agua, removemos y vamos metiendo los pestiños. Les damos la vuelta hasta que estén completamente bañados y los vamos dejando en una fuente. Cuando templen, estarán listos para servir.

Add Comment